ETEOCHIPRIOTA

[Necesitas instalar las fuentes TrueType Cypro Minoan, Aegean y Alt Griechisch para visualizar correctamente los caracteres eteochipriotas de este documento]

 

FICHA TÉCNICA

Nombre original

ετεοκυπριακή [eteokypria'ki]

Nombre español

eteochipriota [eteoʧi'prjota]

Nombre inglés

Eteocypriot [itɪoʊ'sɪpriət]

Filiación lingüística

Hablado en

Chipre¹

Número de hablantes

Dialectos principales

Sistema de escritura

silabario chipro-minoico / silabario chipriota

Documentado desde

s. XVI a.C.

Tipología sintáctica

S-O-V

° idioma nacional ¹ idioma oficial + dialecto # idioma minoritario † idioma extinto

 

Descripción

El eteochipriota es un idioma ya desaparecido hablado en la isla de Chipre entre los siglos XVI y IV a.C. Se sabe de su existencia gracias a una serie de inscripciones realizadas en un tipo de escritura conocida como silabario chipriota, cuyos caracteres silábicos constituyen una derivación local de lineal A, la escritura empleada en la vecina isla de Creta para representar el eteocretense. Estas inscripciones, pese a que no han podido ser descifradas, muestran la naturaleza no indoeuropea del eteochipriota, un idioma distinto al dialecto local del griego antiguo conocido como arcado-chipriota, con el que convivió durante un largo periodo de tiempo y que finalmente lo reemplazó por completo durante el siglo IV a.C. De hecho, el término “eteochipriota” es una creación de la lingüística moderna a partir de la raíz griega ἐτεός ‘auténtico’ y “chipriota”, para referirse al idioma de los pobladores autóctonos de Chipre, hablado antes de la ocupación de la isla por parte de los aqueos en el siglo XII. Pese a que se ha propuesto la inclusión de esta lengua dentro de una hipotética macrofamilia egea, que agruparía además al eteocretense y a la familia tirsénica (etrusco, lemnio y rético), los escasos testimonios conservados del eteochipriota no permiten establecer su adscripción lingüística con total seguridad.

 

Las inscripciones más antiguas del silabario chipriota, que datan del periodo comprendido entre los siglos XVI y XI a.C., son en su mayor parte textos funerarios y religiosos de pequeña extensión representados mediante caracteres silábicos similares a la escritura lineal A del minoico (lengua de la civilización homónima que floreció en la vecina isla de Creta entre los siglos XXVII y XIII a.C.), motivo por el cual esta variedad arcaica se conoce como silabario chipro-minoico. No obstante, a diferencia de la escritura cretense, este último no posee ideogramas complementarios, únicamente fonogramas silábicos. Debido a la semejanza formal de los caracteres silábicos chipro-minoicos con el alfabeto cuneiforme del ugarítico (antigua lengua semítica hablada en la costa de Siria), algunas teorías lingüísticas postulan una posible conexión del eteochipriota con las lenguas semíticas occidentales. A partir de mediados del siglo XI a.C. comienzan a aparecer inscripciones en el silabario chipriota propiamente dicho, formado por caracteres silábicos evolucionados a partir del silabario chipro-minoico y otros nuevos. Originariamente, este sistema de escritura se empleó para representar el arcado-chipriota (motivo por el que también se conoce como lineal C, dado que tanto él como lineal B representan evoluciones del arcaico lineal A), aunque desde el siglo VI a.C. algunas de estas inscripciones presentan textos bilingües eteochipriota-griego ático que permiten comparar los símbolos silábicos originales ―con una dirección de escritura de derecha a izquierda, de forma similar al griego antiguo, y sin separación entre las palabras, o con un signo de separación en forma de punto o pequeña raya― con su traducción al griego ―en letras mayúsculas que siguen una dirección de izquierda a derecha.

 

Inscripción de Enkomi (s. XII a.C.). Eteochipriota arcaico en caracteres del silabario chipro-minoico.

Inscripción de Amatunte (ca. 500-300 a.C.). Eteochipriota tardío en caracteres del silabario chipriota.

 

A continuación se ilustran los 49 símbolos que componen el silabario chipro-minoico, junto con la transcripción en caracteres latinos de las sílabas que representan (formadas por las vocales básicas a, e, i, o, u y sus combinaciones con consonantes):

 

SILABARIO CHIPRO-MINOICO (ss. XVI-XI a.C)

󱂑

a

󱁊

e

󱂓

i

󱁢

o

󱀨

u

󱀞

ba/pa

󱀦

be/pe

󱃆

bi/pi

 

󱃅

bu/pu

󱀚

da/ta

󱀠

de/te

󱀵

di/ti

 

󱁀

du/tu

󱀸

ka/ga

󱂽

ke/ge

󱁫

ki/gi

󱀳

ko/go

 

󱁿

la

󱀶

le

󱀥

li

󱀜

lo

 

󱂗

ma

󱃛

me

󱂃

mi

󱁲

mo

 

󱀬

na

󱀙

ne

󱀾

ni

 

󱁧

nu

󱂁

ra

󱁁

re

󱀪

ri

󱂊

ro

 

󱁵

sa

󱁑

se

󱀼

si

 

󱁓

su

󱂇

wa

󱀗

we

󱁉

wi

 

󱁅

wu

󱁩

ya

󱃜

ye

󱁝

yi

 

󱄀

yu

󱃻

za

󱃊

ze

󱃏

zi

 

󱀽

zu

 

A mediados del siglo XI a.C., los anteriores caracteres fonéticos evolucionaron hacia los siguientes 55 caracteres del silabario chipriota (que añaden los sonido [ks] y [zd] de las consonantes griega ξ y ζ, respectivamente):

 

SILABARIO CHIPRIOTA (ss. XI-IV a.C)

𐠀

a

𐠁

e

𐠂

i

𐠃

o

𐠄

u

𐠊

ka/ga/kha

𐠋

ke/ge/khe

𐠌

ki/gi/khi

𐠍

ko/go/kho

𐠎

ku/gu/khu

𐠏

la

𐠐

le

𐠑

li

𐠒

lo

𐠓

lu

𐠔

ma

𐠕

me

𐠖

mi

𐠗

mo

𐠘

mu

𐠙

na

𐠚

ne

𐠛

ni

𐠜

no

𐠝

nu

𐠞

pa/ba/pha

𐠟

pe/be/phe

𐠠

pi/bi/phi

𐠡

po/bo/pho

𐠢

pu/bu/phu

𐠣

ra

𐠤

re

𐠥

ri

𐠦

ro

𐠧

ru

𐠨

sa

𐠩

se

𐠪

si

𐠫

so

𐠬

su

𐠭

ta/da/tha

𐠮

te/de/the

𐠯

ti/di/thi

𐠰

to/do/tho

𐠱

tu/du/thu

𐠲

wa

𐠳

we

𐠴

wi

𐠵

wo

 

𐠷

xa

𐠸

xe

 

 

 

𐠅

ya

 

 

𐠈

yo

 

𐠼

za

 

 

𐠿

zo

 

 

Al igual que lineal B (otro silabario derivado de lineal A con el que se representó el griego micénico antes de la creación del alfabeto griego), algunos símbolos del silabario chipriota transcriben sonidos diferentes del griego (como y ka, que también se emplea para las sílabas ga y kha). Para representar otras estructuras silábicas distintas a las anteriores CV y V ―como sílabas cerradas (CVC), con grupos consonánticos (CCV) o con diptongos (CVV)―, el silabario chipriota empleaba distintas combinaciones (como en 𐠩𐠡𐠦𐠰𐠀 <a-do-ro-po-se>, forma local del griego ἄνθρωπος ‘hombre’, o 𐠂𐠭𐠨𐠅𐠂 <i-ya-sa-tha-i>, transcripción chipriota de ίασθαι ‘curar’). Las consonantes nasales (m, n) se omiten habitualmente cuando preceden a otra consonante (como en 𐠭𐠃𐠠𐠁 <e-pi-o-ta>, del griego ἐπιόντα ‘perseverancia’).

 

 

Texto ilustrativo

 

EPIGRAFÍA 1: ETEOCHIPRIOTA-GRIEGO

Detalle facsímil de la inscripción de Amatunte (s. IV a.C.), conservada en el Ashmolean Museum de Oxford.

La inscripción bilingüe de Amatunte (acrópolis situada en la costa meridional de Chipre) es uno de los textos epigráficos que permiten conocer la existencia del eteochipriota, ya que contiene caracteres silábicos de esta lengua y su traducción en griego ático. La inscripción forma parte del pedestal de una estatua erigida en la ciudad de Amatunte en honor a un noble llamado Aristón, hijo de Aristónax. Las características gráficas de los signos silábicos chipriotas (con un estilo más moderno adaptado a la escritura rápida) y las mayúsculas griegas (con un diseño antiguo), así como el contexto histórico, permiten aventurar la segunda mitad del siglo IV a.C. como fecha de composición. El texto original sigue una dirección de escritura de derecha a izquierda,, sin separación entre las palabras, mientras que su traducción griega se lee de izquierda a derecha.

 

TRANSCRIPCIÓN ORTOGRÁFICA

A continuación se reproduce el texto que aparece en el anterior detalle facsímil de la inscripción de Amatunte; el fragmento eteochipriota ocupa las dos líneas superiores (L1-L2) y sus caracteres silábicos siguen una dirección de escritura de derecha a izquierda, mientras que la traducción griega ―en mayúsculas antiguas, con un orden de escritura de izquierda a derecha y sin separación entre las palabras― figura en las dos líneas inferiores (L3-L4). Los dos caracteres silábicos ilegibles en la mitad de L2 se representan mediante puntos suspensivos […]. Puede verse que el texto de la adaptación griega resulta sensiblemente más corto que el original eteochipriota, lo que indica que se trata de un resumen de su contenido más que una verdadera traducción literal (por tanto, y estrictamente hablando, la inscripción de Amatunte no sería un texto bilingüe). Se incluye también la transcripción en caracteres latinos de los signos silábicos chipriotas y la versión clásica de las mayúsculas griegas antiguas (en minúsculas y con separación entre las palabras).

 

Texto bilingüe eteochipriota (L1-L2) / griego (L3-L4)

𐠩𐠃𐠍𐠫𐠊𐠙𐠲𐠰𐠣𐠀•𐠩𐠜𐠰𐠪𐠥𐠀•𐠙𐠨𐠏𐠂•𐠏𐠎•𐠘•𐠂𐠨𐠁𐠖𐠄•𐠥𐠰𐠕•𐠙𐠀

𐠯𐠡𐠑𐠂𐠊•𐠒𐠀•𐠯𐠫[…]𐠙𐠊𐠭•𐠩𐠒𐠱𐠤𐠋𐠣𐠋

 

HpoGiSHAÊA4oYSi'NA5i$t'NA

A5iSt'NaktoSEYpat5iDHN

 

 

Transcripción latina

L1            a-na•ma-to-ri•u-mi-e-sa-i•mu•ku-la•i-la-sa-na•a-ri-si-to-no-se•a-ra-to-wa-na-ka-so-ko-o-se

L2            ke-ra-ke-re-tu-lo-seta-ka-na-?-?-so-tia-loka-i-li-po-ti

Transcripción en griego clásico

L3           Ἡ πόλις ἡ Ἀμαθουσίων Ἀρίστωνα

L4           'Ἀριστώνακτος, εὐπατρίδην

 

ANÁLISIS MORFOSINTÁCTICO Y TRADUCCIÓN

La anterior inscripción bilingüe únicamente permite conocer con total seguridad el significado del texto griego:

            La ciudad de los amatusianos a Aristón

            Aristónaktos, hombre de noble cuna

Aunque el texto eteochipriota, al igual que esta lengua, no ha podido ser descifrado plenamente, al comparar los dos fragmentos resulta evidente que el nombre griego Aristón Aristónaktos (Ἀρίστωνα 'Ἀριστώνακτος, en donde el primer elemento, en caso acusativo, es el praenomen o nombre propio y el segundo elemento, en genitivo, es el patronímico que significa “hijo de Aristónax”) corresponde a los caracteres silábicos 𐠩𐠃𐠍𐠫𐠊𐠙𐠲𐠰𐠣𐠀•𐠩𐠜𐠰𐠪𐠥𐠀 <a-ri-si-to-no-se•a-ra-to-wa-na-ka-so-ko-o-se>. Obsérvese también que ambos elementos en eteochipriota poseen el sufijo final <-se>, que podría ser una marca de caso nominativo, lo que indicaría que “Aristón Aristónaktos” es el sujeto de la oración (y no el objeto, como en la versión griega). Por lo que respecta al resto de constituyentes del texto eteochipriota, la comparación con el griego no arroja ningún resultado positivo, por lo que algunos lingüistas han postulado la presencia de elementos anatolios (en particular, del luvita, el licio y el lidio), cuyo análisis comparativo arrojaría la siguiente traducción:

            Bajo la autoridad de la ciudad de los amatusianos yo, Aristón Aristónaktos,

de noble cuna, dedico este monumento conmemorativo al ejército victorioso

 

EPIGRAFÍA 2: GRIEGO

“Bronce de Idalion” (480-470 a.C.), conservado en la Biblioteca Nacional de Francia.

Inscripción original del frente (arriba) y versión facsímil del reverso (abajo).

El “bronce de Idalion” es una de las más extensas y mejor conservadas inscripciones en el silabario chipriota. Se trata de una tabla de bronce con texto en ambas caras, que representa el contrato entre Stasikypros, rey de la ciudad de Idalion (actual Dali, en el sureste de Nicosia), y Onasilos, doctor encargado de curar a los soldados reales durante el asedio de la ciudad por parte de los medos (478-470 a.C.). La lengua empleada es el griego, la dirección de escritura es de derecha a izquierda y las palabras (o sintagmas) están separadas mediante rayas verticales. El frente (cara A) contiene 16 líneas (L1-L16), mientras que el reverso (cara B) está compuesto por 15 líneas (L17-L31).

 

TRANSCRIPCIÓN ORTOGRÁFICA

A continuación se reproduce el texto de la cara B del “bronce de Idalion” en su forma silábica original (con la misma dirección de escritura de derecha a izquierda y rayas verticales de separación), junto con su transcripción en caracteres latinos y una reconstrucción del texto original griego (con separación entre las palabras).

 

Silabario chipriota

𐠅𐠛𐠏𐠔𐠂𐠭i𐠩𐠵𐠐𐠪𐠞𐠂𐠭i𐠂𐠼i𐠂𐠭𐠢𐠀i𐠮𐠰i𐠦𐠎𐠣𐠀𐠰i𐠯𐠀i𐠂𐠒

𐠤𐠮𐠭i𐠩𐠊i𐠵𐠏𐠀i𐠅𐠛𐠕𐠀i𐠚𐠜𐠕𐠿𐠄𐠣𐠊𐠰i𐠚𐠦𐠍𐠰i𐠂𐠅𐠯𐠟i𐠂𐠭i𐠂

𐠡i𐠩𐠊i𐠚𐠃𐠖𐠧𐠱𐠰i𐠵𐠦𐠰i𐠩𐠡i𐠚𐠜𐠕𐠍𐠁𐠡𐠰i𐠭𐠞i𐠭𐠃𐠠𐠁𐠭i𐠅𐠛𐠌

𐠣𐠄𐠦𐠀i𐠩𐠰𐠖𐠪𐠛𐠰i𐠚𐠡𐠊𐠰i𐠩𐠊i𐠩𐠙𐠭𐠀i𐠩𐠭i𐠚𐠅𐠴𐠤𐠁𐠛𐠭i𐠩

𐠣𐠍𐠨𐠞i𐠩𐠡i𐠚𐠜𐠕𐠍𐠁𐠡𐠰i𐠵𐠏𐠀i𐠋𐠁𐠩𐠄𐠚𐠔𐠣𐠀𐠃i𐠩𐠖𐠮𐠂𐠳𐠯𐠰𐠂

𐠄i𐠩𐠃𐠛𐠜𐠞i𐠚𐠋𐠁i𐠭𐠞i𐠭𐠃𐠠𐠁𐠭i𐠅𐠛𐠌𐠤𐠮𐠭i𐠩𐠊i𐠄𐠣𐠍𐠨𐠙𐠜𐠰i𐠚

𐠃i𐠩𐠰i𐠩𐠭𐠂𐠞i𐠩𐠰𐠁i𐠚𐠒𐠪𐠙𐠃i𐠩𐠪i𐠋𐠁i𐠭𐠃𐠂i𐠅𐠑𐠮𐠀i𐠚𐠼i𐠩𐠂𐠲

𐠂i𐠸𐠧𐠃i𐠸𐠁i𐠮𐠂𐠰i𐠂𐠡𐠊i𐠂𐠰i𐠸𐠁𐠂i𐠮𐠂𐠭i𐠂𐠼i𐠂𐠭𐠸𐠁i𐠚𐠒𐠪𐠙

𐠦𐠎𐠣𐠀i𐠮𐠰i𐠚𐠦𐠎𐠣𐠙𐠰i𐠪𐠂𐠞i𐠩𐠂𐠰𐠁i𐠂𐠒𐠪𐠙𐠃𐠂𐠩𐠂𐠟i𐠸𐠧𐠃i𐠸𐠁𐠃i𐠮

𐠙𐠕𐠪𐠑𐠏𐠙𐠂i𐠮𐠭i𐠅𐠠𐠳𐠭i𐠮𐠭i𐠚𐠰𐠏𐠭𐠭i𐠮𐠂i𐠁𐠯II𐠟IIII𐠟𐠚

𐠤𐠟𐠚𐠭i𐠚𐠙𐠭𐠙𐠭i𐠚𐠃𐠯𐠭𐠂i𐠚𐠅𐠯𐠮𐠊i𐠩𐠑𐠰𐠡𐠀i𐠩𐠊i𐠩𐠄𐠐𐠪𐠞

𐠚𐠼i𐠩𐠂𐠲𐠄i𐠮𐠨𐠭i𐠩𐠭𐠤𐠳i𐠩𐠭i𐠂𐠨𐠓𐠕i𐠩𐠂𐠍𐠦𐠜𐠬i𐠚𐠃𐠑𐠭

𐠋𐠨𐠭i𐠱𐠂𐠜𐠋i𐠂𐠵𐠅𐠪𐠜𐠀i𐠩𐠓i𐠮𐠨𐠭i𐠩𐠭𐠤𐠳i𐠩𐠭i𐠋𐠪𐠪𐠠𐠃

𐠞𐠂𐠃i𐠚𐠰𐠂𐠞𐠰i𐠩𐠊i𐠩𐠮𐠂𐠞i𐠚𐠦𐠡𐠎𐠪𐠙𐠃i𐠂𐠃i𐠮𐠫𐠰i𐠩𐠡𐠊i𐠩𐠰i𐠩𐠊i𐠮𐠨𐠭i𐠩𐠼

𐠪𐠃𐠂i𐠴𐠁𐠑𐠭𐠁i𐠂𐠰i𐠛𐠦𐠂𐠰𐠂𐠃i𐠂𐠳𐠂𐠀i𐠪𐠫𐠋𐠁i𐠩𐠮𐠂

 

 

Transcripción latina

L17                lo-i | a-ti | to-a-ra-ku-ro | to-te | a-pu-ta-i | za-i | ta-i-pa-si-le-wo-se | ta-i-ma-la-ni-ya-

L18                i | ta-i | pe-ti-ya-i | to-ko-ro-ne | to-ka-ra-u-zo-me-no-ne | a-me-ni-ya | a-la-wo | ka-se | ta-te-re-

L19                ki-ni-ya | ta-e-pi-o-ta | pa-ta | to-po-e-ko-me-no-ne | po-se | to-ro-wo | to-tu-ru-mi-o-ne | ka-se | po-

L20                se | ta-ni-e-re-wi-ya-ne | ta-se | a-ta-na-se | ka-se | to-ka-po-ne | to-ni-si-mi-to-se | a-ro-u-ra-

L21                i-to-ti-we-i-te-mi-se | o-a-ra-ma-ne-u-se-e-ke | a-la-wo | to-po-e-ko-me-no-ne | po-se | pa-sa-ko-ra-

L22                ne | to-no-na-sa-ko-ra-u | ka-se | ta-te-re-ki-ni-ya | ta-e-pi-o-ta | pa-ta | e-ke-ne | pa-no-ni-o-se | u-

L23                wa-i-se | za-ne | a-te-li-ya | i-o-ta | e-ke | si-se | o-na-si-lo-ne | e-to-se | pa-i-ta-se | to-se | o-

L24                na-si-lo-ne | e-xe-ta-i | za-i | ta-i-te | i-e-xe | to-i | ka-po-i | to-i-te | e-xe | o-ru-xe | i-

L25                te | o-e-xe | o-ru-xe | pe-i-se-i-o-na-si-lo-i | e-to-i-se | pa-i-si | to-na-ra-ku-ro-ne | to-te | a-ra-ku-ro-

L26                ne-pe-III-I-pe-II-ti-e | i-te | ta-ta-la-to-ne | ta-te | ta-we pi-ya | ta-te | i-na-la-li-si-me-na

L27                pa-si-le-u-se | ka-se | a-po-to-li-se | ka-te-ti-ya-ne | i-ta-ti-o-ne | ta-na-ta-na-ne | ta-ne-pe-re-

L28                ta-li-o-ne | su-no-ro-ko-i-se | me-lu-sa-i | ta-se | we-re-ta-se | ta-sa-te | u-wa-i-se | za-ne

L29                o-pi-si-si-ke | ta-se | we-re-ta-se | ta-sa-te | lu-se | a-no-si-ya-wo-i | ke-no-i-tu | ta-sa-ke

L30                za -se | ta-sa-te | ka-se | to-se | ka-po-se | to-so-te | o-i | o-na-si-ku-po-ro-ne | pa-i-te-se | ka-se | to-pa-i-to-ne | o-i-pa-

L31                i-te-se | e-ke-so-si | a-i-we-i | o-i-to-i-ro-ni | to-i | e-ta-li-e-wi | i-o-si

 

 

Texto griego reconstruido

L17         λωι ἀ(ν)τὶ τῶ ἀργύρω τῶδε ἀπὺ τᾶι ζᾶι τᾶι βασιλῆFος τᾶ ἰ(ν) Μαλανία-

L18         ι τᾶι πεδίαι τὸ(ν) χῶρον τὸν χραυζόμενον Ἀμενία ἅλFω, κὰς τὰ τέρ-

L19         χνια τὰ ἐπιό(ν)τα πά(ν)τα, τὸ(ν) ποἑχόμενον πὸς τὸ(ν) ῥόFο(ν) τὸ(ν) Δρύμιον κὰς πὸ-

L20         ς τὰν ἱερηFίαν τᾶς Ἀθάνας, κὰς τὸ(ν) κᾶπον τὸν ἰ(ν) Σι(μ)μίδος ἀρούρα-

L21         ι, τὸ(ν) ΔιFείθεμις ὁ Ἀρμανεὺς ἦχε ἅλFο(ν), τὸ(ν) ποἑχόμενον πὸς Πασαγόρα-

L22         ν τὸν Ὀνασαγόραυ, κὰς τὰ τέρχνια τὰ ἐπιό(ν)τα πά(ν)τα ἔχην πανωνίος ὑ-

L23         Fαις ζᾶν, ἀτελία ἰό(ν)τα. Ἤ κέ σις Ὀνασίλον ἢ τὸς παῖδας τὸς Ὀ-

L24         νασίλων ἐξ τᾶι ζᾶι τᾶιδε ἲ ἐξ τῶι κάπωι τῶιδε ἐξ ορύξη, ἰ-

L25         δὲ ὁ ἐξ ορύξη πείσει Ὀνασίλωι ἢ τοῖς παισὶ τὸν ἄργυρον τό(ν)δε: ἀργύρω-

L26         ν ΠΕ ΙΙΙΙ ΠΕ, ΙΙ ΔΙ Ἐ. Ἰδὲ τὰ(ν) δάλτον τά(ν)δε, τὰ Fέπια τάδε ἰναλαλισμένα,

L27         βασιλεὺς κὰς ἁ πτόλις κατέθιαν ἰ(ν) τὰ(ν) θιὸν τὰν Ἀθάναν τὰν περ’ Ἐ-

L28         δάλιον, σὺν ὅρκοις μὴ λῦσαι τὰς Fρήτας τάσδε ὑFαις ζᾶν.

L29         Ὅπι σίς κε τὰς Fρήτας τάσδε λύση, ἀνοσία Fοι γένοιτυ. Τάς γε

L30         ζᾶς τάσδε κὰς τὸς κάπος τόσδε οἱ Ὀνασικύπρων παῖδες κὰς τῶ(ν) παίδων οἱ πα-

L31         ῖδες ἕξο(ν)σι αἰFεὶ, ο(ἳ) ἰ(ν) τὠιρῶνι τῶι ἘδαλιῆFι ἴω(ν)σι.

 

TRADUCCIÓN

Pero, en lugar de plata, el rey y la ciudad dieron a Onasilos tierras reales en el valle de Malania, la región colindante con el jardín de Amenia y todas las nuevas plantas que allí crezcan, las tierras que se extienden entre el río Drymios y el santuario de Atenea, el jardín que se halla en la tierra de Simmis —el que Diweithemis, hijo de Armanes, tuvo como huerto, contiguo al de Paságoras, hijo de Onaságoras— y todas las nuevas plantas que allí crezcan, para que las usufructúe de aquí en adelante con derecho absoluto de venta, sin pago de impuestos. Si alguien desalojare a Onasilos o a sus hijos de estas tierras o el jardín, deberá pagar a Onasilos o sus hijos la siguiente cantidad: cuatro hachas de plata y dos dobles minas de Idalion. Y este cartucho, inscrito con estas palabras, el rey y la ciudad presentaron a la diosa Atenea, protectora de Idalion, con votos de no violar estos términos jamás. Si alguno violare estos términos, que la maldición recaiga sobre él. Estas tierras y estos jardines, los hijos de Onasikypros y los hijos de sus hijos que vivan en Idalion poseerán para siempre.

 

Bibliografía

FERRARA, Silvia: Cypro-Minoan Inscriptions. Volume I: Analysis (Oxford University Press, 2012).

FERRARA, Silvia: Cypro-Minoan Inscriptions. Volume II: The Corpus (Oxford University Press, 2013).

JONES, Tom B.: “Notes on the Eteocypriot inscriptions” (en American Journal of Philology, LXXI, 1950, pp. 401-407).

MASSON, Olivier: Les inscriptions chypriotes syllabiques (Paris: De Boccard, 1983).

STEELE, Philippa M.: A Linguistic History of Ancient Cyprus (Cambridge University Press, 2013).

STEELE, Philippa M. (ed.): Syllabic Writing on Cyprus and Its Context (Cambridge University Press, 2013).

© www.linguasport.com

Página creada, diseñada y editada por Santiago Velasco